Internet de las cosas en la era de la transformación digital

¿QUÉ ES INTERNET DE LAS COSAS?

Un objeto o cosa inteligente es aquel que puede comunicarse con nosotros. Por eso a veces el internet de las cosas se llama internet de los objetos.

El Internet de las cosas es un escenario donde personas, animales u objetos están todos interconectados mediante unos identificadores únicos. Un identificador único, UID por sus siglas en inglés (Unique Identifier), es una cadena de datos numéricos o alfanuméricos que están asociados a una sola entidad (sea animal, sea objeto, sea persona) y cuyos datos se almacenan en un sistema. De esta forma, ese objeto, animal o persona tiene un identificador único gracias al cual podemos acceder a los datos asociados a esa entidad e interactuar con ellos.

Entendiendo lo anterior, se define entonces como Internet De Las Cosas a ese escenario donde las personas, objetos o cosas tienen esos identificadores únicos con los que existe la posibilidad de transferir datos sobre ellos a través de la red sin necesidad de interacción entre persona-persona o persona-ordenador. Todo esto es posible gracias a la evolución en el tiempo de las tecnologías sin cable, sistemas electromecánicos e Internet.

Cualquier ‘cosa’ conectable a Internet, sea grande o pequeña, pueden incorporarse en una base de datos y recoger estos datos para ayudarnos en el día a día. El aprovechamiento de estos datos será determinante para el éxito de las empresas. Para conocer más sobre la explotación de Data en clave de negocio, consúltanos sobre nuestro curso Big Data aplicado a la empresa.

En definitiva, internet de las cosas consiste en que tanto personas como objetos puedan conectarse a Internet en cualquier lugar y en cualquier momento.

EJEMPLOS DE INTERNET DE LAS COSAS

– Frigorífico que avisa al supermercado con las cosas que necesitas y te las llevan a casa, o que nos avisa cuando un producto está caducado.
– Conocer en tiempo real tus facultades bioquímicas, para que las conozca el médico.
– Conocer en tiempo real las necesidades de las plantas de nuestra casa.
– Encender un electrodoméstico antes de llegar a nuestra casa.
– Pulseras que cuando salgamos a correr nos informen de nuestras constantes vitales.
– Lámparas inteligentes que se encienden solas cuando hace falta iluminación.

– Las balizas informativas prometen revolucionar el internet de las cosas. Son balizas que al pasar cerca de ellas se comunican con nuestro móvil. La llamada publicidad por proximidad y el pago por el teléfono son su mayor uso. Aprende a cómo sacarle partido a estos datos con un curso Big Data.
– Un tenedor que nos da los datos de la velocidad a la que comemos para mejorar nuestra forma de comer.
– Un inodoro que nos haga un análisis de nuestra orina y nos recomiende la dieta más adecuada.
– Un cepillo que te avisa de caries y te pide consulta al dentista automáticamente.
– Zapatillas que te dicen los Km que hiciste corriendo cada semana.

¿ESTAMOS PREPARADOS PARA UN MUNDO INTELIGENTE?

El internet de las cosas  nos permitirá una interconexión sin parangón hasta el momento pero  como dice el filósofo Español Fernando Savater  “No hay que olvidar que aquello que tenemos, también nos posee a nosotros” por lo tanto será necesaria una enseñanza filosófica buena a nuestros jóvenes y a los no tan jóvenes pues el internet de las cosas al igual que el propio internet, puede llevarnos tanto al cielo como al infierno. Así como será necesario fomentar la enseñanza de nuevas herramientas y evitar una brecha generacional en marketing que separe conocimientos de experiencia. Garantiza tu futuro y estudia el mejor curso Big Data en nuestra escuela C2B.

Las ventajas de la evolución digital en Internet De las Cosas son innumerables pero  un mal uso podría suponer una merma de nuestros derechos y libertades. Por lo tanto el internet de las cosas será un salto tecnológico muy grande para la humanidad  pero de ésta dependerá el uso que se haga de esta tecnología.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *